domingo, 8 de diciembre de 2013

Una luz


En una exposición etnológica capté la imagen sencilla y cautivadora de esta vasija, llena de agua limpia y clara, iluminada por una luz escondida que lograba un  efecto apaciguador. Al hilo de esta imagen quisiera añadir unas frases mías. Ahí van:

El más noble propósito es el de intentar ser una vela que se enciende para iluminar una vida que se ha quedado a oscuras.

Porque la más debil llamita logra siempre derrotar a las más espesas tinieblas.

30 comentarios:

trimbolera dijo...

Gracias por esas frases que rsumen todo un mundo. Besicos.

Cayetano Gea dijo...

Por poca que sea la luz siempre nos dejará ver algo entre las sombras. No todo van a ser tinieblas.
Un saludo.

MAJECARMU dijo...

Rosa,gracias por dejarnos tus inspiradoras y bellas frases, que alumbran nuestro camino del espíritu...La luz debemos encenderla siempre, somos seres de luz...sonrío.
Mi gratitud y mi abrazo grande,maestra y amiga.
M.Jesús

Rosa Cáceres dijo...

Trimbolera
Gracias a ti por honrarme con tu visita.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

Cayetano
Estoy enviciada con tu libro, incluso se me ocurren mil comentarios, sobre todo cuando tocas el tema literario.
Hoy te he nombrado en mi Facebook, el libro merece la pena, y es amenísimo.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

MAJECARMU
Me dejas asombrada con tu extrema amabilidad. Eres una persona extraordinaria, según adivino, y por eso das tanto valor a un detalle como es una frase...
Un abrazo

Cayetano Gea dijo...

Eso me dice "aquí" "la contraria", que el lenguaje es ameno y se deja leer con facilidad. Tú sabes por experiencia que quienes menos podemos juzgar somos los que lo escribimos precisamente. Me alegra saber que te está gustando.
Un saludo. Y gracias por nombrarme en el "feisbu" ese.

Cayetano Gea dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Francisca Quintana Vega dijo...

Me encantaron tus frases...muy bien pensadas. Y la imagen es muy cálida, inspiradora..en fin, que has elegido muy bien para formar la entrada. No entro mucho en el blog, amiga, pero al tuyo no faltaré, más tarde o más temprano. Un beso grandote.

María Bote dijo...

Gracias, rosa, por esta preciosa y sugerente entrada. Estoy de acuerdo contigo: La luz, por muy pequeña que sea, siempre tendrá el poder de derrotar a las tinieblas.

Un abrazo, amiga

manolo dijo...

Después de mi larga ausencia, he tenido la suerte de llegar a tiempo de leer ese bello Pensamiento, Gracias Rosa.

Aprovecho para desearos FELICES FIESTAS NAVIDEÑA Y NUEVO AÑO.

Abrazos, manolo

Amapola Azzul dijo...

Me gustó leer esto y tu blog, Un beso.

Amapola Azzul dijo...

Lleno de Sol.

Amig@mi@ dijo...

Preciosas palabras, Rosa, y el reflejo del agua con la luz es cautivador... Cambiaste el blog, amiga. Yo también. Me gusta la elegancia del nuevo look.

Mercedes Ares dijo...

Hola Rosa: Hermosa imagen y sabias palabras, siempre debe haber una luz encendida en nuestro corazón para iluminar nuestros pensamientos e irradiarla a quines nos rodean. Un abrazo!!!

PEPE LASALA dijo...

Me ha parecido precioso Rosa, me conoces y sabes que me gusta. Un fuerte abrazo amiga, tus amigos de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea te desean Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo.

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Hola Rosa.
Es cierto y leerte es como abrir una luz.
¡Felices Fiestas!
Un besico, Montserrat

UTLA dijo...

Hola Rosa,

Siempre me han gustado esas paredes blancas con vasijas , luces o bombillas. Siempre tan bonitas...

Gracias por captar ese lugar.

Un abrazo con el corazón en la mano

Conchita dijo...

QUERIDA ROSICA, EN LO MAS SENCILLO ESTA LA HERMOSURA...
DE LA LUZ ENCENDIDA, TE DIRÉ QUE EN MI CASA, MI QUERIDO HIJO LA TIENE ENCENDIDA CAMINO DE LOS SIETE AÑOS , QUE EN MARZO LOS HARÁ...DE SU MARCHA ¡¡¡SABE DIOS DONDE !!! NO LE HA FALTADO NINGUN DIA , QUIERO PENSAR QUE EN SU DESCANSO ETERNO ESTÁ RODEADO DE LUZ Y ALEGRIA,QUIEN SABE NADA ... PERO NO QUEREMOS SER SIEMPRE NEGATIVOS PARA MUCHAS COSAS QUE ESTÁN RODEADAS DE MISTERIO... CON INTENTARLO, NADA PERDEMOS Y A LA VEZ SE SIENTE BIENESTAR INTERIOR...
LO IMPORTANTE ES SABER RESPETAR SUS HERMOSOS RECUERDOS , QUERIDA AMIGA...UN BESO... CONCHITA,

Rosa Cáceres dijo...

Cayetano
Sigo deleitándome con tus relatos históricos. He estado de viaje, pero ya estoy otra vez en ello.
Un saludo

Rosa Cáceres dijo...

Francisca
Lo mismo me pasa a mí: entro poco en mi blog y en los de los demás amigos...¡Hay tantas cosas que hacer!
Pero la amistad nunca se pierde, y de vez en cuando algo haremos ¿no?
Un besico

Rosa Cáceres dijo...

María
La luz es belleza y alegría en sí misma; hablo de una luz serena, que más que deslumbrar conforte.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

Manolo
¡Dichoso mi blog por recibir tu visita!
He estado ausente por motivos diversos, algunos muy tristes, pero quiero luchar contra esa tristeza, y "hablar" con los amigos es un buen remedio.
FELIZ NAVIDAD también para ti.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

Amapola Azzul
Breve y conciso tus dos mensajes, pero con el poder certero de llegar al corazón.

Rosa Cáceres dijo...

Amig@mi@
No he cambiado mi blog..., habrá cambiado él solo, por su cuenta, lo cual es todo un misterio, porque yo no sé cómo cambiar nada jajaja...
Un besico, amiga mía.

Rosa Cáceres dijo...

Mercedes Ares
Eso pienso yo, que hay que mantener una luz encendida en el corazón, aunque a veces sea difícil y la pequeña llama tiemble agitada por los huracanes de esta vida.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

PEPE
Dichoso tú, que tienes tantos amigos en esa entrañable tertulia. Es envidiable el calor de cariño que desprenden todos tus reportajes, con las fotos gracias a las cuales os voy conociendo, aunque sea virtualmente. No pierdo la esperanza de poder saludaros en persona en alguna ocasión.
FELIZ NAVIDAD a todos vosotros.

Rosa Cáceres dijo...

Montserrat
hace poco hable con Conchita, la mazarronera, y te nombramos con mucho cariño. Tú si que eres una luz hermosa.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

UTLA
Por lo visto coincidimos en gustos. La sencillez de esas paredes blancas, la traslúcida vasija, la luz...¡qué belleza tranquila! Tan tranquila como tu tranquilo lugar de aquiescencia.
Un cordial saludo

Rosa Cáceres dijo...

Conchita
Me conmueven tus palabras referidas a tu querido hijo. Ya va para siete años...¡cómo pasa el tiempo! Y, sin embargo, tú qué fuerte. Eres un ejemplo.
Un abrazo, querida amiga mazarronera