sábado, 18 de febrero de 2012

Presentación de "Isla Cueva Lobos" en el Ateneo de Sevilla


Esta pequeña crónica, desordenada, por cierto, pretende haceros partícipes de mi experiencia en Sevilla, ciudad a la que acudí para presentar mi novela "Isla Cueva Lobos" el día 15 en el Ateneo de Sevilla.
Estuve acompañada por mi marido, Javier, y dos de los personajes reales de la novela en su parte de acción actual, mi hija, Rosa Canales, y su pareja, Pau Fluixà.
En la foto nos fotografiamos juntos en un espejo del hotel.




Con gran pena, recibí una llamada advirtiéndome de que el amigo del blog Manolo Conde había sido hospitalizado, en el Hospital Virgen Macarena. Y allá fuimos al día siguiente mi marido y yo. Pudimos conocer en persona a Manolo, que es un auténtico caballero, de cordialísimo trato. Me tenía preparado este magnífico ramo de rosas blancas con que salgo del hospital. Nos hicimos varias fotos juntos, pero las reservo, como es natural.



Fuimos a visitar el Ateneo para saber ir sin equivocarnos desde el hotel, que estaba bastante cerca.



Aquí aparecemos Rosa, Pau y yo reconociendo el terreno.



Otra visita obligada fue para cumplir el encargo de Pepe Lasala de visitar a su Virgen de Regla. Dos veces fuimos, esta es una de las fotos que lo demuestran.



Con Javier el día de la presentación.



Ese día, pero por la mañana, frente a la librería que vende mi novela, y que por si alguien de Sevilla la quiere adquirir, pongo aquí claramente en la foto.
LIBRERÍA CÉFIRO, en la calle VIRGEN DE LOS BUENOS LIBROS.


Ya en faena: en la mesa, en el centro el presidente de la Sección de Literatura del Ateneo, don José Domínguez León, a su derecha mi presentador, don José María Fernández Torrente, y a su izquierda, esta que lo es, Rosa Cáceres.



Asistencia, escasa, entre enfermedades, frío, pereza y que no conozco a nadie ni nadie me conoce a mí. La venta de la novela fue insignificante, pues algunos de los pocos que asistieron ya la tenían y fiueron más por conocerme que por otra cosa. Aquí firmo una, que alguna firmé, desde luego.



Personalmente no debí de quedar muy mal, porque el Presidente me invitó ante las cámaras de televisión Giralda y ante todos los que estaban a que diera en un futuro una conferencia sobre técnicas narrativas.


Mi sensación era agridulce, un tanto desilusionada por la escasez de público, apenas algo más de una docena de personas. Cada una de ellas merecía todo mi esfuerzo, por eso hablé con cierto entusiasmo, aunque no con muchas ganas por dentro. Soy sincera.
Lo mejor, que me acompañaron pese a todo (lo digo por la cuestión del frío y la salud) mis amigos extremeños Francisca Quintana y Juan Manuel del Pozo, y que conocí en persona a la bellísima Tejedora de Palabras, una criatura dulce y encantadora que inmediatamente se hizo querer por nosotros, pues nos conquistó con su simpatía, aunque es muy tímida. Es mucho más guapa al natural que en foto, una belleza andaluza.


No he salido bien en la foto, porque soy muy expresiva y gesticulo mucho al hablar, pero quiero que veais que llevé conmigo al Ateneo el ramo de rosas de Manolo Conde y que lo puse en un sillón a mi lado, porque sé que él hubiera ido a compañarme con todo el gusto si hubiera podido.



Tomó imágenes la cadena de TV Giralda, y al final me entrevistó el periodista, pero aunque sé que está colgado en internet he sido incapaz de dar con ello.


Despedida y cierre. Don José Domiínguez fue extremadamente amable y se lo agradezco mucho.
****

Hasta la próxima. Sigo trabajando en otra novela.

33 comentarios:

Cabopá dijo...

Bueno, bueno, bueno...Has estado en Sevilla y de ello das muy buena cuenta, una experiencia más.

Besicos

Fco Javier dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Fco Javier dijo...

DE todos modos, presentar en el Ateneo de Sevilla amplía el currículum.A ver si la próxima vez que te inviten eligen unas fechas algo más propicias para salir.
Un abrazo!

julia dijo...

Rosa FELICIDADES,te mereces lo mejor,y me das una gran alegria cada vez que te veo presentando un libro.Jamás puedes quedar mal,eres un sol de ser humano.Gracias por ser mi amiga.Besos de luz y paz.

Amig@mi@ dijo...

Pues como dice Cabopá, una experiencia más. Quédate con lo positivo, que lo hubo, y seguro que mucho.
Un abrazo

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Buenas noches Rosa, hago una escapada para darle mi felicitación por su nuevo libro. Siga cosechando el buen hacer en las letras .
Le dejo un beso de ternura
Sor.Cecilia

Begoña de Urrutia dijo...

Toda experiencia es enriquecedora. Tu no te dejas vencer facillmente por un pequeño revés. Para empezar ya te han invitado a que vuelvas.
Ahora a seguir trabajando, que por lo que veo no es solo una virtud sino un vicio en ti.
Un abrazo fuerte

tejedora dijo...

Qué contenta estoy de haberos conocido, Rosa. ¡Qué guapa y simpática eres!
Por lo de que hubiese habido poca gente no te preocupes. La presentación estuvo muy bien, hablaste genial y… me encantó. Pasé un buen rato que nunca olvidaré.
Me estás poniendo “colorá” con lo que has dicho de mí. Gracias por todo, mi Rosa murciana.

¡Besos!

Francisca Quintana Vega dijo...

Hola, amiga Rosa. Sabes?...ya sabemos que la literatura es una afición minoritaria.
Sólo los muy grandes autores ya consagrados (muchos gracias a otras circunstancias de su vida)...pueden vivir de escribir. Pero no importa...¡¡es un gremio especial!! y siempre habrá, si no más, menos, gente que valore lo que escriben otros.
El Ateneo Sevillano es un lugar especial, emblemático, al que no todos los autores logran ir.
Y a tí,incluso te invitaron públicamente a volver y a dar una conferencia. Alabaron tu forma de expresarte, de hablar...y a tu obra. Debes estar orgullosa.
También hay que tener en cuenta que, con los problemas de la crisis y todo eso...la gente no tiene muchas ganas de nada. Son malos tiempos.
Ya sé que tienes una próxima presentación...pero dejaré que tú des la noticia..jaja. Un beso

Cayetano dijo...

Bueno, lo importante es que hayas "puesto una pica en Flandes", digo... en Sevilla. Por algo se empieza. Hay días mejores y otros no tan buenos, pero nunca son malos.
Ya sabes que un grano no hace granero, pero ayuda.
Un saludo.

María Bote dijo...

Querida Rosa, es una experiencia más y, corroboro todo cuanto dice Paqui.

De todas formas, presentar en "El Ateneo Sevillano" ya es un éxito por si mismo, amiga.

Un abrazo muy grande y mi sincera felicitación. María

Rodolfo de Jesús Chávez Mercado dijo...

Hola Rosa, saludos.

Ya veo que Isla Cueva Lobos anda de vuelo en vuelo.

Felicitaciones.

Un fuerte abrazo y Dios te bendiga como siempre.

Rosa Cáceres dijo...

Cabopá, esto de no conocer a nadie en Sevilla...y si me apuras en ningún lado, tiene sus quiebras, jajaja.
Lo pasamos bien, la verdad. Yo ya iba mentalizada.

Rosa Cáceres dijo...

Fco. Javier, desde luego, el frío era disuasorio, no culpo a nadie de quedarse en casa calentito, pero las enfermedades también me restaron amigos entre el público que podría haber tenido esa tarde...
¡Miedo me da la próxima, que ya la tengo encima!
Te he mandado unas fotos.
Un besico.

Rosa Cáceres dijo...

julia, pues yo sí que estoy contenta de tener una amiga como tú. EDn tu forma de expresarte adivino una generosidad a toda prueba. Gracias por tus besos de luz que siempre me aportan ánimos y alegría. Otros besos luminosos para ti.

Rosa Cáceres dijo...

Amig@mi@, pues claro que hubo cosas positivas. El trato exquistamente amable del presidente y de mi presentador, las personas que acudieron y disfrutaron, según me dijeron, con el humor del texto que leí...Conocer a algunas personas del blog...No me quejo, pero soy sincera y digo todo lo que pensé y sentí.
Un besico

Rosa Cáceres dijo...

Sor Cecilia, muchas gracias por su felicitación. Seguiré trabajando en mis novelas porque son mi granito de arena para intentar construir un mundo mejor haciendo felices a mislectores.
Que Dios la bendiga.

Rosa Cáceres dijo...

Begoña, jajaja,
el vicio de trabajar...jajaja, ese se quita pronto con el vicio de descansar.
Estoy más que perezosa porque con el frío entro en letargo invernal, como una vulgar osa, marmota u hormiga, que todos son criaturas que duermen en invierno, y a mí, no creas que no, me entra una soñarra que ya estoy pensando si seré algún bicho de esos jajaja

Un besico, guapísima

Rosa Cáceres dijo...

tejedora, de lo mejor de esa tarde es haberte conocido en persona. Nos conquistaste a todos con tu bondad y tu belleza. A ver si vuelvo a Sevilla y nos volvemos a ver.
Un besico

Rosa Cáceres dijo...

Francisca, qué estupenda eres. Me dices las palabras justas para animarme siempre. Hay que ver qué amistad hemos hecho, que parecemos amigas de toda la vida. Ya nos hemos visto varias veces y aún hemos simpatizado más.
Ya contaré en este blog lo próximo que viene, que de momento no quiero ni pensarlo...¡Ay, que me va a dar el miedo escénico jajaja!

Un besico

Rosa Cáceres dijo...

Cayetano, tienes razón. Es que estoy mal acostumbrada jajaja, aunque la verdad es que sufro por el librero, el editor y porque me entran las dudas normales en estos casos.
Estuvimos de peaseo por Sevilla, y a mií me volvió a atacar el síndrome de Sthendal ante tanta maravilla.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

María, gracias por tu bondad y simpatía. Estoy deleitándome poco a poco con tu libro de poemas,"El cendal soñado", cuando lo acabe lo releeré con mayor atención para comentarte algunos que me han gustado especialmente.

Un besico

Rosa Cáceres dijo...

Fray rodolfo, otrs cosa no, pero "Isla Cueva Lobos" está viajando por muchas ciudades de España, desde luego. Pero sin publicidad...poco se logrará. Ese refrán de que "el buen paño en el arca se vende", es falso de toda falsedad jajaja
Un afectuoso saludo

Rosario Ruiz de Almodóvar Rivera dijo...

Rosa, me alegro mucho por la realidad de tu nueva novela, siento que hubiera pocas personas, pero fué un día de mucho frío y la gente tiene otras obligaciones, sin contar con los resfriados.
No te preocupes que tu
"Isla Cueva Lobos" está en las librerías y seguirá vendiéndose.
Un abrazo fuerte y Grande, amiga desde mi Librillo.

Rosa Cáceres dijo...

Rosario, menos mal que tengo amigas como tú, que me hacen recobrar el optimismo literario jajaja.
Verdaderamente, con el frío que hacía, a la primera que le dio pereza ir fue a mí.
Voy avanzando con mi nueva novela.

Un besico desde aquí hasta tu librillo.

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Hola Rosa:
Pues ya has estado en Sevilla.
Y presentando tu preciado libro.
Estáis todos muy bien en las fotos.
Sabes seguro que los que asistieron salieron de la sala llenos de satisfacción por haberte conocido y escuchado.
Deseo que el Sr. Manolo se reponga pronto, tuvo un detalle muy hermoso contigo.
Te mando un gran besico, Montserrat

Luis G. dijo...

Otra experiencia muy bonita, amiga Rosa. Aunque la escasez de publico fue una realidad, seguro que se debió a circunstancias ajenas a la voluntad de personas. Lo importante es que tu obra se conozca más. Y más en Sevilla!!!

Y te digo: Cuando puedas contacta conmigo. Quiero tener tu obra. Supongo que aún guardarás mis datos. Y sino te los envio.

Se muy feliz. Y te admiro.

Un abrazo,

Luis.

Rosa Cáceres dijo...

Montserrat, esperemos que sí salieran contentos los que acudieron, poco más de una docena. Sí fue precioso el gesto de Manolo, recemos para que pronto esté de vuelta en casa.
un besico

Rosa Cáceres dijo...

Luís, con amigos como tú pronto se destierra el desánimo.
Te mando con mucho gusto la novela dedicada. Leela cuando puedas, que los libros son amigos pacientes y saben esperar su turno.

Un abrazo

Thornton dijo...

Ellos -los que no fueron- se lo perdieron. Con lo "resalá" y lo rigurosa que eres.

Un abrazo.

Cathy Brown dijo...

Al leerte me quedo dolida...¿porque fue tan poca gente?Acaso fue mala la propaganda que te hicieron?Porque me parece imposible que no hayas tenido publico.....me estoy enojaaaaaaaaando!!!!Si te levanto un poquito el animo...tengo que decirte que estas bellisima en las fotos vos y toda tu hermosa familia.Deseo que el proximo lugar a donde tengas que ir..se llene tanto que queden personas afuera....la proxima sera mejor querida Hada...arriba el animo!!!!Besotes.

Rosa Cáceres dijo...

Thornton, jajaja, fueron quince los que me acompañaron, a todos ellos mi agradecimiento y a los que no fueron no se lo reprocho, cada cual es muy libre. De todas formas, muchas gracias. Si yo te contara...jajaja

Rosa Cáceres dijo...

Cathy, no te sientas dolida, que yo no lo estoy. Soy muy realista y sé que sin propaganda previa en los periódicos no hay nada que hacer. Además el frío era intenso. La próxima...¡ay, miedo me da!
Besicos