miércoles, 14 de octubre de 2009

Dibujos y coplillas, y algunas otras maravillas






Cuando pasas por mi lado
me alteras el corazón,

me late y se me desboca
y casi pierdo la razón.


***********


No disimules ni quieras
parecer indiferente,
que llevas que tú me quieres
escrito en toda la frente.


*********


Tienes miradas de miel
y palabritas melosas.
Acércate que te diga
al oído un par de cosas.




Cambiamos de tercio: coplillas de escarnio.



Me he comprado una cadena


a ver si te puedo atar,


que cada vez que andas suelto


me tengo que disgustar.




*********



Estoy como un triquitraque,


un poquico más y exploto,


la culpa la tienes tú


por charlatán y por loco.




********




Me tienes tan aburrida


que ya perdí la paciencia,


eres un total borrico


y te crees hombre de ciencia.




*****************




Si me hablaras en latín


puede que no te entendiera,


pero me parece a mí


que poco yo me perdiera.




*******




Vete a la porra y no vuelvas,


condenado tío gorrino,


si pienso en tu mala sombra


me ciego y me encorajino.





En el mercado he comprao

un paquete de castañas,

pero no para comerlas

¡Pá tirártelas con saña!

¡Toma castaña, toma castaña!

¡ya te he acertao, mira qué maña!


************

Y la que falta para que sean diez:


Me hice la encontradiza,


me miraste con desdén.


Pues no quiero ná contigo,


ve corriendo ¡y que te den!

























32 comentarios:

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Gracias por hacer sonreir a tantas personas.
Ya lo sabes la risa es terapéutica.
Si sonriérmos más, seguro que el mundo cambiaría para bien.
Besos y Sonrisas.Montserrat

Militos dijo...

jajaja... ¿Son tuyas esas coplillas? qué buenas. Si me dejas me llevaré algunas para cuando las necesite, con su autoría, por supuesto.
Hace mucho que no vengo a tu blog, pero anduve con operaciones familiares. Todo va mejor, gracias a Dios.
Un beso

Flor dijo...

Que risa me dierón tus coplillas. Salgo con una sonrisa.

Besos
Flor

Dilaida dijo...

ja,ja,ja... tendrías que cobrar por este blog, eres maravillosa.
Bicos

Arantza G. dijo...

Hoy me quedo con la de las castañas.
jajaja. A algunos bien le daría yo unos buenos castañazos.
Hoy estoy agresiva...grrrr
Besos suaves y con mucho cariño para tí.

Cathy Brown dijo...

Me voy corriendo a comprar un paquete de castañas ja-ja-ja que divertido!!!!!!!voy a tratar de embocarle en los ojos...mmmmmm...muy buena idea!!!!ji-ji besote amiga!!!!!

fonsilleda dijo...

Nada, que la de la castaña está de plena actualidad..., por las castañas digo.
Me encantan.
Bicos.

Antonio Verdú Asís dijo...

Pero bueno, que bien me lo he pasado leyendo esas coplillas y qué maravilla de dibujos Rosa. Me han gustado. Abrazos.

maruxiña dijo...

me estoy imaginando la escena de las castañas y me troncho de la risa... (yo como siempre me fijo en las chungas jijijij)

Biquiños rapaza!!!

Rosa Cáceres dijo...

Montserrat, de eso se trata, de provocar sonrisas.
Un besico a mi catalana predilecta.

Rosa Cáceres dijo...

Militos, sí, son mías las coplejas, que me sirven para reírme un ratito y ponerle humor -azúcar- al café amargo que algunas veces es la vida.
Me alegra que te gusten, y si he logrado hacerte sonreír, a pesar de las dificultades que has atravesado, mucho mejor.

Rosa Cáceres dijo...

Flor, la risa es flor en los labios.

Rosa Cáceres dijo...

Dilaida, pues aver cómo puedo hacerlo jajaja Estoy pensando en editar un cuaderno secreto jajaja

Mi prestigio como escritora se iría al cuerno, pero...

Rosa Cáceres dijo...

Arantza, las castañas son muy de esta época, y sirven pá tó, jajaja, hasta pá apedrear al que sea, y más si son pilongas.

Rosa Cáceres dijo...

Cathy, buen tino, afina la puntería y a endiñarle el castañazo a quien se lo merezca.

Rosa Cáceres dijo...

fonsilleda, me encantan las castañas crudas, y me vuelve loca el olor de las castañas asadas, pero sólo el olor, fíjate. Nunca he podido soportarlas asadas, el año pasado, en Ciudad real, por Navidad, hice una heroicidad, me propuse comerme una castaña asada. lo hice. Las nauseas me duraron toda la tarde. Y no digamos el Marron Glace, me muero. Sin embargo, las pilongas me encantan.

Rosa Cáceres dijo...

Antonio, qué bien que te hayas divertido un ratito con mis barbaridades ¿a que no parezco tan seria como soy? jajaja Tú que conoces mis novelas ¿qué dices?
Tengo una amiga escritora que me ha calado bien, y dice que soy tétrica jajaja Claro, con las coplillas compenso un poco.

Rosa Cáceres dijo...

maruxiña, no imagines esa escena ¡¡¡ponla en práctica!!!
Escoge el blanco y ...¡zasssss! en tó la carota, si puede ser en la nariz, diana perfecta.

mariajesusparadela dijo...

Pues, sí. Me he venido a(como dicen los niños de ahora) echar unas risas contigo.

Rosa Cáceres dijo...

María Jesús, la risa es remedio infalible para muchos males :
Tómese unas pastillas de jajaja,
un jarabe de jejeje
y una infusión de jijiji
un bol de jojojo
y evítese el jujuju.

VerboRhea dijo...

Rosa, aunque te he contestado en mi blog, entro para darte las gracias por tu visita.
Por lo visto también nos dedicamos a lo mismo. Me ha gustado mucho tu blog, te visitaré. Veo que tienes muchos libros publicados...
Muy graciosas las coplillas y el título de la entrada.
Un beso.

Rosa Cáceres dijo...

VerboRhea, espero que continuemos en contacto, me encanta que compartamos profesión y aficiones.
Y el gusto por lo cervantino, que es el escritor de la piedad hacia sus personajes...Bien lo aprendió de él Galdós, que tronaba contra los suyos en la primera época y los amaba como a hijos en las novelas contemporáneas.

Gala dijo...

Mira ahora que empieza la epoca de las castañas, no seria mala idea comprar unos cuantos kilos para tirarselas a más de un@.
Gracias por tu simpatia.

Besitos

cabopá dijo...

Madre mía, Rosa casi llegas ya a los 100 seguidores...Habrá que celebrarlo,claro, que no me extraña con tus buenas entradas....
Te llegan como un aluvión....Me encantan todas, todas las coplillas.Ah, me gustan las castañas asadicas y calenticas....
Besicos...

Cris dijo...

Me gustó mucho leer tus coplas muy divertidas.
Pasé un lindo momento, volveré por más.
Un cariñoso saludo

Rosa Cáceres dijo...

Gala, en casa tengo unas castañas que compró javier, del valle del Jerte. Son estupendas, en mi vida había visto castañas de ese calibre, son tremendas, y riquísimas...Casi lamento quue estén tan buenas, porque, claro, prefiero comérmelas a tirárselas a nadie, pero si le tirara una a quien fuera, con lo gordas que son...jajajaja, descalabrado, seguro.

Rosa Cáceres dijo...

cabopá, tú tampoco vas mal de seguidores. La verdad es que agradezco su simpatía a todos los que se han agregado, y sin duda les correspondo con mi mayor afecto.

Rosa Cáceres dijo...

Cris, bienvenida. Te agradezco mucho tu visita, desde tan lejos.

Amig@mi@ dijo...

¡Toma castaña!
jaja, son geniales de veras.
Besos

Ana Márquez dijo...

Gracias por tu comentario en mi blgo, Rosa. Y gracias por compartir estas divertidas "coplillas", me he reído mucho :-) Un beso fuerte, amiga

Rosa Cáceres dijo...

Amig@,
Toma castaña,
toma castaña,
que es cosa extraña,
de la montaña,
que aquí en España,
nos acompaña
y nos da caña.

Rosa Cáceres dijo...

Ana, cuánto tengo que aprender de ti...jajaja, me estoy desprestigiando con estas payasadas.