jueves, 30 de junio de 2011

Un noray

Un noray puede ser
-¿por qué no?-,
un buen amigo,
digo AMIGO con las letras bien grandes,
vocalizando bien las tres vocales,
con un respeto hacia esa palabra
que la rescata de cualquier cosa risible.
Un AMIGO DE VERDAD, O UNA AMIGA
son una cosa seria
y un amarre, un noray en cualquier puerto de la vida.


Me iré a mi mar entre montañas.
Azul profundo cuajado de delfines...
Me iré a mi mar que abrazan las montañas,
a ver salir la luna tras de ellas
y el sol a las mañanas tras el agua,
el horizonte recto, las estrellas,
la vela, el barco, las plácidas olas y la arena.

15 comentarios:

Luis G. dijo...

Precioso poema, me encanta, ese mar que infla la vena poetica y se realza como su luz y su color.

Un abrazo,

Luis.

Amig@mi@ dijo...

¿¿Qué tendrá amiga el mar que a todos nos encandila??
¡Precioso!
Un abrazo

Azucala - Melba Mercedes Almeida dijo...

El más es una de las mas bellas perlas de la natura.
Lindo fin de semana

Man dijo...

Compartiremos ese mar y esa luna y ese sol. Compartiremos el paisaje y el paisanaje.
Yo echaré un cabo a mi noray mañana viernes y fondearé durante al menos veinte día.
Fue un placer.
Un abrazo

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Buenas noches Rosa:

Dentro de poco me voy a dormir.
Me gustaría soñar con el mar.
Pero de momento disfruto con estas preciosas fotografías y tu bello Poema
Besos, Montserrat

Princesa115 dijo...

Precioso ese mar que tiene un azul intenso y no menos bello el poema que describe ese mar.
Sin mi mar no podría vivir, lo adoro y me hace mucha falta para relajarme.

Un beso Rosa

Cathy Brown dijo...

Que belleza.....

Rosario Ruiz de Almodóvar Rivera dijo...

¡Pues a llenarte de todo el mar y de toda la belleza para, después podernos contar cosas tan bonitas
llenas de espuma, de sol, de luna y de sal.
Un abrazo fuerte amiga, desde mi Librillo.

Begoña de Urrutia dijo...

Un NORAY un BUEN AMIGO/A, algo que todos necesitamos aunque seamos personas fuertes y capaces. Difícil de encontrar pero maravilloso de hallar.
El mundo que describe tu poema, es la paz y serenidad que nos gustaría fueran siempre nuestras aliadas, pero a veces hay tormentas inesperadas que parecen alterar irremisiblemente la vida aunque bien sabemos que estas no son eternas, siempre hay un fin y un volver a empezar.
Una abrazo fuerte.

Goriot dijo...

Todos vamos al mar con nuestros versos.
Como dice luis, es un poema precioso, suave al roce, tranquilo.
Un besino.
Goriot.

Rosa Cáceres dijo...

A TODOS

Mis poemas no son poemas realmente, sino improvisaciones casi casi en prosa poética.
Os agradezco a todos que lo elogiéis, y sé que es más por deferencia hacia mí que por mérito de lo que he escrito, simplemente por hacerme presente en el blog y seguir en contacto con vosotros, mis norays, mis amigos.
El mar, como dice LUIS, infla la vena poética.
Yo tenía un colega de profesión, filósofo él, que siempre usaba la expresión "Místicos mirando al mar", que yo incluí en una de mis novelas como homenaje a nuestra camaradería y a nuestras conversaciones durante las horas de guardia.
AMIG@MI@ también adora el mar, la mar-como decía Rafael Alberti.
AZUCALA se incorpora hoy a mis amigos y yo recibo su visita con gratitud.
MAN va a echar un cabo a su noray, y yo sé en dónde tiene su punto de amarre. Un privilegio.
MONTSERRAT se muestra deseosa de soñar con el mar. Tal vez yo sueñe alguna vez con una muñeca que tuve en mi infancia, traída de Barcelona, la bauticé como "Montserrat".
PRINCESA dice que no podría vivir sin su mar, en eso0 nos parecemos.
CATHY es breve y cariñosa, como siempre.
ROSARIO, la del Librillo, desde el que divisa el mar, me muestra su preciada amistad.
BEGOÑA hace un despliegue de buena prosa y de filosofía. Es un placer leer todo cuanto escribe.
GORIOT dice que el mar es el lugar en que desembocan todos los versos...una imagen maravillosa.

¡¡¡MUCHAS GRACIAS A TODOS!!!

Paula dijo...

Me encanta tu blog:)
Un besazo enorme *-*

Cabopá dijo...

¡Ay,cómo me gusta tu noray!

Ando junto al Mar Menor, hoy me he dado el primer baño...
¿Cómo es eso que dicen los murcianos?
sobre la cantidad de baños que hay que darse en el mar...Tendré que investigar por ahí,creo que merece una entrada...¿Es un novenario? je,je,no pero se parece.je,je..
Besicos.

Rosa Cáceres dijo...

Paula, muchas gracias, me propongo visitar asiduamente el tuyo.

Rosa Cáceres dijo...

Cabopá, sí, es un novenario, nueve baños y la salud asegurada para todo el año.
El número nueve es también el de olas que se tienen que saltar la noche de San Juan.
Ayer me bañé en el Rihuete y hoy en Nares.
El baño de mar es tan relajante...la thalasoterapia de siempre..., el caso es que he dormido dos siestas de órdago, de esas de levantarte atontá pá tó lo que queda de día.
Un besico