miércoles, 18 de febrero de 2009

DON QUIJOTE DE LA MANCHA


Esta es una de mis carpetas de trabajo. Como todas las mías está decorada por mí. Siento la necesidad de personalizar mis libros, mis cuadernos, mis carpetas con dibujos. La verdad es que me encanta garabatear mientras presto atención a lo que se dice en una reunión de profesores, o en los folios doblados en que voy a recioger los exámenes de mis estudiantes.
En esta carpeta, de cartón tostado, he dibujado esquemáticamente la efigie de don Quijote de la Mancha, el hidalgo ingenioso que recorrió su tierra bajo los sobrenombres de Caballero de las Triste Figura y Caballero de los Leones, amén del que lo hizo universalmente famoso.
No sé si se aprecia que he compuesto casi un caligrama, es decir, me he servido de las letras para dibujar. Las cejas del loco de los lúcidos intervalos, dicen aquello de "en un lugar de La Mancha" y en la nariz está lo de "vivía un hidalgo de los de lanza en astillero" . los ojos están formados por el nombre de Dulcinea del Toboso y su barba por sus versos "nunca fuera caballero /de damas tanbien servido/ como fuera don Quijote/ cuando de su aldea vino,/ princesa curaban de él/ duquesas de su rocino". En la bacía de barbero están otras cosas, como su famosa aventura en Puerto Lápice. En su gorguera los nombres de Sancho Panza, Teresa Panza, Sanchica, y en los hombros Rocinante, el bachiller Sansón Carrasco, el ama, la sobrina...
En la orla ovalada, mi nombre completo. En el pergamino inferior, el nombre del héroe y el de su patria, tal como el quería ser nombrado y conocido.
Puedo asegurar que de esta forma, con mis devociones literarias ante los ojos y trazadas por mi mano, trabajo muy bien. Me entusiasma mi profesión, que es vocacional, y no sé disimularlo.

3 comentarios:

divagando_siempre dijo...

que no puedes disimilarlo se nota! y eso esta buenisimo... me encantaría tener esa capacidad para crear con mi propia mano algo que me acompañe en mis estudios... claro que estoy hablando de algo que quede lindo, ya que las que puede realizar no son muy agradables...
saludos!!

Amig@mi@ dijo...

Precioso!!,
sabes? yo también garabateaba durante charlas y clases, pero en las hojas del libro por dentro, y aún hoy sigo encontrando "de todo" por ahí perdido...
Tenías razón cuando me dijiste que somos muy parecidas, cada vez me convenzo más.
Besos

Rosa Cáceres dijo...

Saludos a ti también, DIVAGANDO. Te aseguro que tú también tienes esa capacidad que niegas poseer. Te ocurre como al genial Cervantes, que se decía mal poeta: "Yo, que siempre trabajo y me desvelo/ por parecer que tengo de poeta/ la gracia que no quiso darme el Cielo..."
Cualquier cosa hecha con tus manos, una piedar pintada y barnizada, un separador de páginas, la gracia de un garabato infantil, improvisado...¡todo puede ser precioso! pero sobre todo, tuyo.

Amiga, si vieras mis libros...todos tienen dibujos, escenas de la historia que estoy leyendo, paisajes sugeridos, aspectos oníricos...Ya sabes que mi última novela publicada apareció con mis ilustraciones. Algún día las ofreceré aquí.