martes, 3 de noviembre de 2009

Serenidad, un paseo por la vieja Oriola

Escuchad, paseemos juntos. La música también nos acompaña. Respirad conmigo el aire sereno de la jornada cumplida.
La Oriola de los antiguos, la Oleza de Gabriél Miró nos invita. Venid conmigo.

El antiguo asilo, desalojado hace apenas unos días, nadie sabe por qué. En pleno centro, con unos jardines magníficos.

Torres del monasterio de San Sebastián, más de cinco siglos en sus piedras. Magníficamente conservado, tiene un enosme huerto de naranjos que cuando están en flor llenan toda la avenida de un perfume inigualable, que serena el ánimo y embriaga los sentidos. Lo sé porque inunda toda mi casa.

Es el crepúsculo, oíd el viento suave que quiere despedir el día. Las palmas de la altísima palmera se mecen complacidas como bailando con la tarde que acaba para das paso a la noche. A contraluz las cúpulas, la rodean, en esta vieja ciudad sembrada de campanas.


Pero a la mañana estaremos al pie de las altivas torres de los palacios , y nos complaceremos con el contraste de su blancura mediterránea y el azul lujuriosamente bello del cielo, despejado, alegre como una cantata triunfal.


El tiempo se ha detenido en estas casas solariegas habitadas, en las que se escuchan risas de niños y canciones de mujeres que se afanan en la limpieza de los portalones y los zaguanes empedrados.
Entonces uno se acuerda de esos días en que la ciudad parece toda ella una urbe medieval, en el mes de enero, en esos días en que se alfombran los suelos de paja y los puestos del mercado se llenan de mercaderáias antuguas, vendedores en trajes de aquellos siglos, juglares y hasta brujas, inquisidores, pícaros y nobles ricamente ataviados, moros igualmente enjoyados, músicos acompañados de danzarinas, magos herboleros, panaderos que amasan el pan y lo hornean en hornos morunos...
La antigua Lonja, hoy conservatorio de Música, sala de conferencias y exposiciones.
Acompañadme a visitar el pequeño claustro de la catedral. Está abierto a la calle Mayor. Es realmente encantador. Recoleto y abierto a la vez, una paradoja arquitectónica. Con un relieve de la Virgen y santos y el Pájaro Oriol, símbolo de la ciudad, en el chaflán.

Otro palacio habitado.
Mirad, es una de las fachadas de la Catedral. La torre era un minarete árabe, hoy atruena con las campanas la ciudad, a cada hora.
Vamos, no tengáis prisa, estamos paseando, juntos, amigablemente, contándonos retazos de nuestro sentir, alegrándonos de encontrar la calidez del afecto aun en personas que son, de momento (quién sabe si sólo de momento) imágenes virtuales en nuestra vida, palabras que nos han sido dirigidas por voces que en la mayoría de los casos jamás hemos oído...
Pero están ahí, estáis ahí...lo sé, lo sabemos, por eso nos asomamos a esta ventanuca que es la pantalla que se abre a la calle de la amistad...
Vamos, venid conmigo, yo os prometo ir, gustosamente, con cada uno de vosotros que me invite a pasear tranquilamente.
Hoy quería estar serena, como el cielo sin nubes, como el mar sin olas, como quien se sabe apreciada por los amigos. Por vosotros.

17 comentarios:

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Gracias por este placentero paseo.
Buenas noches desde Valencia

Arantza G. dijo...

Te acompaño, me gustan estos paseos serenos.
Gracias por el dibujo.
Eres un cielo.
Descansa bonita.
Besos

cabopá dijo...

Rosa:un paseo excelente igual que las fotos (buena cámara)
Contado de forma maravillosa,como sólo tu puedes hacerlo
Y el final me ha emocionado es una dedicatoria magnifica a todos/as los que nos asomámos a díario a esta ventana amiga tan exquisita, llena de sensibilidad y ternura.
Eres una cicerone extraordinaria...
BESICOS.
Nota:ya verás mi entrada me dejo ver...de cara, ja,ja,ja...

Cathy Brown dijo...

Hada,que paseo magico!!!!!(muy a tu estilo,porque todo lo que te rodea es magia,luz)me deje llevar y disfrute de cada rincon que me mostraste...de cada explicacion...hummmmm...que deliciosos aromas!!!!!!!miercoles a la noche,aca las 20y45,alla mas o menos 1y45hs del jueves...hermoso paseo para ir terminando el dia y acostarme con una sonrisa.Buenas noches...gracias Hada por tocarme con tu varita magica!!!!!y hacer mis dias mas felices!!!!!siiiiiiii!!!!!!

maruxiña dijo...

Gracias por el viaje con gastos pagados, molaaaaaaa jijiji

Biquiños miña!!!

Cayetano dijo...

Bonito paseo virtual el que nos propones, con fantásticas fotos, buena compañía y un texto que enriquece la visita...¡Y todo sin gastar una peseta!
¿Ya parlas Valenciá?
En Orihuela, su pueblo y el mío...

Rosa Cáceres dijo...

Montserrat, bon dia, moltes gràcies per la teva companya en aquest passeig per Oriola.

Rosa Cáceres dijo...

Arantza, preciosa amiga, ya quisiera yo poder descansar...los exámenes me tienen esclava (a 35 alumnos por grupo y cinco grupos para mí)...ya te imaginarás que lo del descanso es una utopía, en cuanto acabe estos (me quedan por corregir grupo y medio), comienzo a preparar los siguientes que los he puesto para el 18 y 19 de este mes jajaja
El dibujo ya caerá, aunque sea para Navidad.
Muchos besicos, tengo cosas que contarte, he conocido a Cabopá, estoy contentísima de ello.

Alvaro Peña dijo...

Qué bonita visita!!! Especialmente me gustan las primeras fotos. Parecen de concurso

Rosa Cáceres dijo...

Cabopá, soy una persona que ha vivido en muchos lugares (desde que me casé) hace amigos, pero sufre el dolor de dejarlos, y esas amistades, que no vienen de la niñez, se diluyen y se acaban perdiendo, lo sé muy bien. Ahora tengo a los compañeros de trabajo y a vosotro@s. De este puñado de amistades sé muy bien que florecerán pocas, la distancia es enemigo poderosos cuando el árbol de la amistad no tiene raíces profundas. Pienso mucho en estas cosas, las medito muy seriamente. Al fin y al cabo yo tiendo a aislarme, aunque parezca que no.

La maceta parece vivir feliz en la terraza norte, frente al monte de San Miguel, contemplando las luces de la subida al mejor mirador de Europa, en frase de Isabel II.

Rosa Cáceres dijo...

Cathy, simpática amiga, bien quisiera yo tener varita mágica con la que obrar prodigios...mi magia es el afecto que tomo a la gente, sin esfuerzo alguno. No sé si es virtud o defecto. Eso de apreciar inmediatamente a cualquiera tiene un inconveniente: que la mayoría de las personas te toman por tonta, jajaja...y a lo mejor tiene razón, así es que de magia, nada.

Rosa Cáceres dijo...

maruxiña, pocos gastos os he pagado jajaja, y ha sido viaje reducido, porque no encuentro las fotos mejores, pero, vamos,yo lo que quería es que escucharáis a Pachebel en mi compañía.

Rosa Cáceres dijo...

Cayetano, parlo valencià, clar que sí, pero lo que no sé pronunciar es Rosa en esa lengua. La R se me atraviesa, me resulta imposible, aleshores...crec que vaig a haver de canviar de nom jajaja

Rosa Cáceres dijo...

Álvaro, las fotos las hice el domingo. Me gustaría mostraros más. Algunas de las vistas son las que tengo desde mi casa.
¿Qué tal fue todo el viernes? Tienes que hacer una crónica completa.

Manuel dijo...

Hola Rosa:
Ayer intenté pasar por tu morada, pero cuestiones de gripe (no A) y de conxion fue imposible.
Sin embargo este viaje fue agradable, sobretodo cuando muestras los palacios de forma tan natural.
Y las coplillas tembién me gustarón.
Saludos

Rosa Cáceres dijo...

Manuel, espero que estés mejor, a no ser que hables de gripes ejenas, que bien pudiera ser. Yo estoy corrigiendo exámenes y me voy a volver loca ¡Qué labor tan pesada y aburrida! Ahora me voy a conceder unos minutos de esparcimiento entre grupo y grupo de alumnos.

Antonio Verdú Asís dijo...

Oriola, Oriola, que un día fuiste murcianica. Que fotos más bellas Rosa, ya conozco un poco más esa hermosa ciudad, que algún día visitaré. Felicidades. Abrazos.