sábado, 22 de enero de 2011

Crónica de una amistad

Las amistad puede llamar a tu puerta en cualquier momento. Me refiero a esa amistad preciosa, esa en la que de repente una siente que ha encontrado un alma fabricada de su mismo metal.
Eso es lo que nos ocurrió a CONCHA SÁNCHEZ LORENTE y a mí.
Fue en la presentación de mi novela BUCEADORES, en la Universidad Popular de MAZARRÓN una fría tarde del mes de enero de hace un par de años.
Se me acrecó ella para felicitarme por el libro. Nos conocimos entonces. No hubo tiempo más que de intercambiar unas cuantas frases corteses, yo estaba firmando ejemplares, rodeada de gente.
Luego supe que ella era una poetisa y pintora famosa en el Puerto de Mazarrón, hija de la poetisa Josefa Lorente, que tiene hasta calle dedicada allí.
Los demás encuentros fueron en la playa, en bañador, paseando. Ella me dedicó un libro suyo de memorias de su pueblo natal.
Nació una amistad que no se ha interrumpido. He estado en su casa, un verdadero museo de cuadros preciosos pintados por ella. Me ha invitado a chocolate en la fría tarde de este sábado pasado...Pero además me escribe cartas preciosas, cuyos sobres tengo que conservar porque van decorados con sus dibujos en la parte del remitente.
Aquí en la foto, que pertenece al Pregón de las Fiestas del Milagro de Bolnuevo de este año pasado (19-XI-2010) estamos su esposo, CONCHA S. LORENTE, y yo flanquedad por el alcalde de Bolnuevo y su encantadora esposa, que es simpatiquísima.

Por detrás de la foto...-¡aquí llega mi ocasió de presumir...!-, Concha me ha escrito un poema. Quedo muy bien en él, pues buenos son los ojos que me miran. No me resisto a compartirlo con todos, aunque me llamen presumida. No es lo que dice de mí, es cómo lo expresa en versos, de veras.
*
Yo conozco a una mujer
que en su cara me traía
expresión con alegría
aquella primera vez
que con ella me encontré.
Toda entera era poesía
y su cara contenía
inteligencia a raudales,
la hermosura de los mares:
desde entonces fue mi amiga.

Concha

26 comentarios:

emejota dijo...

Bello, bellísimo. Nosotras hemos "caído" bronquitis y tendinitis, entre lo más patente. Tenemos unas edades tan frágiles que no nos lo podemos creer. Espero imitar a Concha en momento propicio. Un fuerte abrazo.

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Enhorabuena a las dos por haberos conocido.

Es digno de celebración.

Besicos, Montserrat

OZNA-OZNA dijo...

esta asturiana vos da la enhorabuena a las dos por haber creado entre las dos esta bellisima amistad, gracias por compartirla con todos nosotros, un besin muy grande.

Rosa Cáceres dijo...

emejota, qué le vamos a hacer, el invierno es la peor época del año, cruzo los dedos...
Pero ocasión habrá, estoy segura.
Que mejore la enfermería. Un besico.

Rosa Cáceres dijo...

Montserrat, muchas gracias. Concha es una persona de oro puro y la noticia es que va a ser la presentadora de mi Emboscado en la Universidad Popular de Mazarrón el 18 de marzo próximo.

Un besico

Rosa Cáceres dijo...

OZNA-OZNA, asturiana bonita, muchas gracias por el besín, que los murcianos decimos besico y los valencianos petó, creo, que lo diga Montserrat Llagostera. Así se forjan amistades, aunque sea a distancia.

Mª Carmen dijo...

Tiene que ser muy gratificante que alguien te escriba esas cosas tan bonita.Un abrazo.

Cathy Brown dijo...

Precioso...solo dijo la verdad Hada!!!!Gracias por compartirlo...¿pusiste alguna foto?Porque si es asi, yo no la puedo ver buaaaaaaaaaaaa.Te quiero, brindo por la hermosa amistad que supieron entablar y...por las cartas, nada mas hermoso que recibir cartas..las extraño, con tanta tecnologia ya nadie escribe...feliz fin de semana!!!!Besotes y un rico abrazo.

Rosario dijo...

¡ENHORABUENA!
tiene que ser muy gratificante que escriban cosas tan bonitas de ti. Me alegro mucho.
Un abrazo fuerte amiga, desde mi Librillo.

MAJECARMU dijo...

Rosa,encontrar a alguien que se identifica tanto contigo,no sólo es gratificante,sino que es un regalo de la vida y una bendición de la Providencia.

Mi felicitación para ambas y mi abrazo.
M.Jesús

Amig@mi@ dijo...

Guarda tus buenas amistades muy al fondo de tu corazón. Son muy valiosas.
;)
Besos

Cayetano dijo...

Me alegra muchísimo por ti. Ya sabes el dicho ese de "quien tiene un amigo, tiene un tesoro".
Sin embargo, yo en esto de los amigos soy un poco precavido, porque la vida me ha pegado dos o tres porrazos muy gordos de gente a la que yo consideraba verdaderos amigos y luego fueron... sólo unos conocidos o "amiguetes", de esos con los que te reúnes para pasarlo bien y poco más. Sin embargo, sí puedo decir que tengo algunos muy leales y fieles, de esos que te dan y no exigen nada a cambio y que te los encuentras un día que tienes un problema o estás en el hospital.
De todas formas, todo depende del peso semántico que queramos dar a la palabra en cuestión. Nada más lejos de mi intención que sentar cátedra en esta cuestión tan sumamente personal y subjetiva.
Un saludo.

cabopá dijo...

Esto me recuerda que te debo una, una entrada,sobre un patio....je,je
No digo más..
También me he acordado de aquel marcapáginas y lo que hiciste en el blog con el corazón en la mano. Nunca nadie me había dicho cosicas tan buenas y bonicas sobre lo que escribo.Porque tú eres una amiga bloguera y algo más y sabes corresponder con amistad y con cariño,amiga Rosa.
Besicos.

Princesa115 dijo...

La amistad es algo muy importante y bonito, pero hay que cultivarla y conservarla...y eso veo que hacéis.

Besos

Mercedes González dijo...

Es una suerte encontrar en la vida personas con las que conectas y sientes alma gemela.

Que sigáis cultivando vuestra amistad por mucho tiempo.

Besicos

Rosa Cáceres dijo...

Mª Carmen, yo me considero una persona muy agradecida (será por llamarme Eugenia, bien nacida) así es que cualquier muestra de amistad la valoro más que si fuera una perla preciosa.
un beso

Rosa Cáceres dijo...

Cathy ¿no se ve la foto?, tamopoco te has perdido nada especial, porque lo importante es lo que entraña la amistad.
Yo sé que tú eres una buena amiga de tus amigos, por eso me comprendes en lo que he dicho.
Conchita es muy generosa y solo tiene bellas palabras para mí. Yo se lo agradezco compartiéndolas con todos para que la conozcais como poetisa.

Rosa Cáceres dijo...

Rosario, sí que lo es. Gratifica mucho el aprecio que nos dan, sobre todo si lo sabes sincero.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

MAJECARMU, lo que dices es cierto. Concha y yo apenas nos vemos durante el año, ella reside en el Puerto de Mazarrón y yo en Orihuela, nos seoparan un poco más de cien kilómetros. Pero en verano a veces nos vemos. Digo, a veces, porque los horarios de ambas son dispares. Ella es de ritmo nocturno, escribe y pinta hasta las cuatro o cinco de la madrugada) y yo soy de ritmo diurno, me levanto antes de que amanezca. Pero, en fin, en otrsa cosas, es curioso, coincidimos.

Rosa Cáceres dijo...

Amig@mi@, sí que las guardo, pero en realidad creo que amistades, amistades...tal como se entiende la palabra, no sé si tengo, tal vez una o dos amigas (contando a Concha) y amigos, no sé...
He residido en demasiados lugares y he tenido que dejar atrás amistades que se estaban forjando. Pero sé que hay gente de oro por dentro.
Un besico

Rosa Cáceres dijo...

Cayetano, tendríamos tema para rato. Ya ves lo que le digo a amig@, si el roce hace el cariño, pronto he ido perdiendo el roce con todas las personas que he ido conociendo. Tengo algunos compañeros y compañeras de Claustro que sé que me aprecian mucho, pero de ahí a poder decir que son amigos...ya ves, no sé.
Y en parte es por mi carácter, introvertido, ensimismado, absolutamente insociable, refractario a las fiestas...en fin, que soy un hurón, un alma solitaria, por más que nadie se lo crea.
Jamás salgo en grupo, nunca asisto a las comidas de compañeros. Pero como no por eso soy antipática en el trato, la gente se equivoca conmigo y cree que soy la alegría de la huerta jajaja
Ya ves, amigas...una en Murcia, y la veo cada dos o tres años como mucho, y Concha, la mazarronera, con la que no me une casi nada, sino la sinceridad que ambas llevamos como estandarte.
Es una mujer del pueblo, con una vida difícil y un hijo joven muerto hace un par de años, después de una de esas largas enfermedades que fagocitan la vida de su cuidadora (ella). Pero si vieras...ella habla con él, lo sigue mimando con la palabra, con mil detalles...
Yo la admiro mucho.

Rosa Cáceres dijo...

cabopá, tú by yo somos amigas de blog y en las veces que hemos estado de verdad juntas el coraón me ha dicho que podríamos ser muy amigas. Y eso a pesar de que somos menos parecidas que el clásico huevo y la castaña. A ti te encanta salir, yo me encerraría en una clausura, tú eres mucho más sociable, lo mío ya es patológico. Mi amor a la soledad es el de una gata salvaje jajaja
Nuestro mayor punto de unión es el amor al mar, al mismo mar. No sabes cuántas veces, bañándome en verano, he mirado a la cadena montañosa que separa Mazarrón de Cartagena y Cabo Palos y me he acordado con cariño de ti.
Luego esa costumbre tan bonica que tenemos de felicitarnos el santo (dos santos veraniegos tenemos) la Virgen del Carmen y Santa Rosa de Lima...En fin, que somos amiguicas, a distancia (corta en kilómetros pero efectiva, porque no nos vemos más que de uvas a peras).

Rosa Cáceres dijo...

Princesa 115, yo creo que la verdadera amistad no se borra ni con la distancia ni con el tiempo. Yo tengo una verdadera amiga, que se llama Pilar, y sé que aunque casi no nos veamos, ahí está ella.
Si para tener amigos hay que salir por ahí en grupo...jajaja ¡No tengo amigos!
Creo en el metal de las almas, siempre lo digo. Si dos almas son del mismo metal, la amistad es posible, si no...lamentablemente, no.
Un abrazo

Rosa Cáceres dijo...

Mercedes, hoy en día todos encontramos personas así, aunque sea a larga distancia. Tenemos este instrumento de unión, por ejemplo: el blog.
Yo he conocido personas de corazón nobilísimo por este medio.
Tú eres una de esas personas.
Un besico

María Bote dijo...

Bella, bella la amistad, querida Rosa
y el poema no puede ser más bonito y, que además, te va como anillo al dedo.
Mi sincera felicitación para las dos, por haber encontrado mutuamente, el raro y hermoso tesoro
de la amistad verdadera.
Besos. María.

Me gustaría, si pudieses, que vieras el último trabajo puesto en mi blog.

Rosa Cáceres dijo...

María, cuánta razón tienes. Por este medio del blog se conoce a gente maravillosa.
He visto tu trabajo, es magnífico, como siempre.
Un abrazo